21 February, 2024

Aunque falte casi un mes para los primeros partidos de octavos de final, la Copa Libertadores se vuelve a jugar mañana cuando se realice el sorteo del cuadro hasta la final, pautada para el sábado 4 de noviembre en el estadio Maracaná.

Si bien ante los micrófonos los protagonistas suelen declarar que están preparados para enfrentar a cualquier rival o la verdad de Perogrullo de que “para ser campeones hay que ganarles a todos“, puertas para adentro todos tienen posibles adversarios que ven con mejores o peores ojos, pese a que no lo admitan públicamente.

Argentina sigue con cuatro equipos en carrera porque ya quedaron en el camino Huracán, en fase previa, y Patronato, que en un cierre de grupos notable sacó boleto para seguir en Sudamericana. Boca Racing, que fueron ganadores de grupo, hay cuestiones que tienen claras: prefieren evitar de arranque un rival de Brasil, entre los que está el campeón defensor, Flamengo -que justamente compartió grupo con la Academia-, y el cruce directo con un argentino, ya que en el bombo de segundos se encuentran River Argentinos Juniors.

Racing Flamengo

Ninguno quiere tampoco ir a La Paz para jugar Bolívar, por las complicaciones lógicas de la altura y la chance de necesitar de una remontada compleja en condición de local. Cruzan los dedos por las bolillas de Nacional, de irregular fase de grupos, y Deportivo Pereira, el gran sorpresa de la Copa. Atlético Nacional, que perdió con el Patrón en la última fecha, tampoco sería un mal cruce para octavos.

Por el lado de los equipos de Martín Demichelis y Gabriel Milito el escenario es un poco más complejo, porque hay cuatro brasileños, Palmeiras, campeón de dos de las últimas tres ediciones, Athletico Paranaense, Internacional y Fluminense, y dos argentinos.

De todas formas, más allá de las dificultades del caso, en River se quedaron con la sangre en el ojo por la histórica goleada que sufrieron con el Flu, por 5 a 1 en fase de grupos, y no descartan la chance de un rápida revancha para limar asperezas.

Tampoco es un cruce sencillo el de Independiente del Valle, los ecuatorianos, que compartieron grupo con el Bicho, son los actuales campeones de la Sudamericana y la Recopa, y tienen el agregado de jugar en altura y con un viaje largo hasta Quito. Pese a su gran fase de grupos y a sus tres títulos de campeón de América, Olimpia de Paraguay es el rival que quieren todos.

 

Superclásico

Boca, River y la chance de un cruce en Copa Libertadores

La posibilidad concreta de jugar el Superclásico en octavos de final, todavía no le cierra a nadie. En Boca, que ganó su zona de Copa pero que está a 19 puntos de River en la Liga Profesional, prefieren no correr el riesgo de una nueva eliminación a manos del rival de siempre. En los últimos cuatro cruces por torneos internacionales, el que festejó fue siempre el Millonario: las semis de la Sudamericana 2014, los octavos del gas pimienta de 2015, la final de Madrid en 2018 y las semis de Copa de 2019.

En River, que llega pese a ser segundo más armado que Boca, saben de las dificultades que representaría el clásico y a la hora de elegir prefieren no volver a poner en juego la paternidad lograda en el plano internacional de la última década y darle la próxima revancha al rival de siempre de acá a 10 años.

Bombos octavos Copa Libertadores

Fuente: TyC Sports